Archivos

Mudanza con Presupuesto

Mudarse de casa puede ser muy estresante sobre todo cuando tienes la necesidad de cambiar de ciudad y no puedes llevar contigo todas tus cosas.

El dinero es siempre la preocupación más común ya que hay muchos gastos por hacer, por eso es necesario establecer un presupuesto aproximado y hacer una lista de las cosas que usarás durante los primeros días del cambio, piensa en tu prioridades.

Antes de mudarte vende o regala todas las cosas que no puedes llevar contigo, ropa que ya no usas también. Es la oportunidad perfecta para comenzar de nuevo y deshacerte de lo que ya no te gusta, piensa en las cosas positivas del cambio!

Mobiliario y utensilios básicos del hogar que necesitarás durante la primera semana:

1. Ropa y artículos de uso personal:

La temporada en que te mudarás es importante para elegir la ropa y artículos de uso personal que realmente necesitas llevar contigo. Los jeans son buenos para viajar y sirven para varios tipos de ocasiones y las blusas son pequeñas y ocupan poco espacio,  son perfectas para mantener variedad en tu nuevo closet.

Si puedes llevar contigo algunos de tus artículos de uso personal como desodorante, perfumes, joyería, cremas, shampoo, etc. podrás borrarlos de tu lista de “gastos por hacer” y ahorrar dinero, estas cosas suelen ser pequeñas en tamaño, pero no en precios y realmente necesarias.

2. Cocina:

Cocinar sin las herramientas necesarias es muy complicado y salir a restaurantes todos los días no es una opción si estás tratando de ahorrar dinero, te recomiendo comprar algunos utensilios y eléctricos básicos de la cocina como:

  • Refrigerador. Aunque siempre puedes preparar atún, sándwiches, ensaladas y otros platillos sin la necesidad de calentar en la estufa necesitas tener al menos un refrigerador o frigobar para mantener los alimentos frescos.
  • Estufa. También puedes comprar una parrilla eléctrica durante los primeros días.
  • Vasos y platos.
  • Cubiertos (Cucharas, tenedores, cuchillos)
  • Un Cuchillo grande multiusos que puedas usar para carnes y verduras
  • Tabla de cortar
  • Un sarten decente.
  • Una olla de buen tamaño (Para pastas y sopas)
  • Cuchara y espátula para cocinar.
  • Una Mesa con sillas. Recuerda que no tiene que ser perfecta, por eso existen los manteles

Puedes ir a las ventas de garage de la zona para buscar muebles que funcionen en tu nuevo espacio, siempre puedes reparar o renovar el mobiliario con pinturas y telas. Pequeños proyectos como estos pueden ayudarte a crear lazos con tu nueva casa y hacerla sentir como un hogar.

3. Recámara:

  • Cama. Un colchón inflable para los primeros días esta bien, o puedes comprar un colchón normal aunque no tengas la base, colócalo en el piso mientras tanto y consientete con unas sábanas suaves, almohadas, colchas y todos los demás accesorios que no son tan caros. Solo por que está en el piso no significa que no puede lucir Chic.
  • Ganchos para el closet. Ya se que no parecen indispensables pero estos pequeñines pueden ayudarte a ahorrar espacio y organizar mejor tu recámara.
  • Tocador o Mesa de noche. Cualquier mueble que sirva para poner tus cosas de uso diario antes de dormir y al levantarte. Si no encuentras uno bonito compra uno feo y cúbrelo con telas o utiliza una silla antigua como mesa de noche a un lado del colchón.
4. Baño:
  • Cortina para la bañera
  • Toallas. Las baratas parecen estar bien pero después puedes arrepentirte de no tener toallas agradables.
  • Espejo. Aparte de ayudar durante el aseo personal, un espejo de buen tamaño hace que un espacio pequeño se vea mucho más grande, si compras un espejo bonito después puedes colocarlo como decoración en la sala o la recámara.

5. Otras áreas:

  • Cortinas para las ventanas
  • Lámparas
  • Sillón o sillas (Algo para la sala)
  • Artículos de limpieza (Escoba, recogedor, trapeador, cubeta, trapos)
  • Televisión. Ya se que la televisión no es una comodidad básica pero puede ser un lujo permitido después de tanto estrés. La primera noche en tu nueva casa, con una sopa instantánea y tu película favorita no suena tan mal, no?
Evita compras impulsivas, mantente en el presupuesto y ahorra dinero. Ser paciente es parte del cambio, toma en cuenta calidad no cantidad al momento de comprar mobiliario y otras necesidades, es mejor tener cosas que te gusten y que funcionen por años, que comprar un trapeador de un dólar que va a dejar tu casa nueva más sucia de lo que era antes. xoxo Elba

Leave a Reply